Segob y Nuevo Leon firman convenio para proteger a activistas

MONTERREY, NL., diciembre 22 (EL UNIVERSAL).- El subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Encinas Rodríguez, admitió que abatir la impunidad de delitos como los asesinatos y otras agresiones contra periodistas y personas defensoras de los derechos humanos, sigue siendo el obstáculo mayor para superar la crisis humanitaria y de violaciones a los derechos fundamentales que sufre el país desde el último trimestre del año 2006.

Durante un acto para la firma de un convenio de coordinación y cooperación que, en representación del gobierno federal, suscribió con el gobierno de Nuevo León sobre el Mecanismo de Protección para Personas de Derechos Humanos y Periodistas, Encinas Rodríguez recalcó que mientras no se castigue a quienes incurren en ese tipo de graves actitudes antisociales y delictivas, se estará dando pie a un margen de tolerancia indebida. Afirmó que además de lograr una mayor coordinación entre autoridades de los tres niveles de gobierno, es necesario fortalecer las capacidades de respuesta de todas las instituciones del Estado mexicano, “para encarar uno de los problemas más graves que seguimos enfrentando en el país: la violencia, las agresiones y el riesgo que enfrentan quienes ejercen la labor periodística y el derecho a defender los derechos humanos”.

El Universal